Translate

sábado, 26 de marzo de 2016

Por el abrojo del campo









Fulgente fuente mis sentimientos
y su acorde
un poema encierra la magia de la vida
y yo por tu vida daría la mía entera
y que mis venas se vacíen
si necesitas mi sangre
yo estaré allí a tu lado
sembrando mi vida
y que el mundo gire, odie y se espante
que por tu amor se vacía
todo de lo que hago alarde,
por la malva rosa avanza mi sangre
cubriendo el horizonte
con un poema prendido en su frente
avanza un destino silente
que el cielo de espinas vuelve
por los abrojos conquistados
marcha mi brazo,
un día que recorrí de un trazo
descubriendo el  hierro fulgente
de un astro
amamantando a la luna en mi regazo,
cojo el tren de la noche
que me lleva a tu cuarto a verte,
me crece el sonido de la noche
cómo crepita su destino inerte,
bullen mis fuentes y a mi lago te traigo
allí donde mis ilusiones se bañan
en aguas de cuarzo,
resumen de mi vida en el papel:
nací, viví. luché, amé sigo amando
y por lo tanto nunca moriré,
ven, ven conmigo otra noche más
que mis colmillos brillen resplandecientes,
todos los sentimientos se dibujen complacientes
todas las emociones corran atrás mientras yo
te estoy amando
se entorne la puerta del placer extasiado
y yo y mi ser cante en tu  tejado,
la nada se ahogará en mi lago
quedando que mi vida y tu verdad
es que soy poema y mi ser reverbere
que yo vivo viviendo en ti
y que soy para siempre más que el crujido de tu puerta,
soy por siempre,
cruzo tu patio despacio,
abrazo tu ciprés y tu sauce llora en sus hojas mi latido,
cuando sus duendes tienen un amigo,
y mi sonido alto blande,
hasta acuchillar al horizonte
son mis espinas las que te doy en vilo
son mis rosas nacaradas las que besan tus labios,
y que mi sentimiento alto cante
que de mí hasta mi guiño te pertenece
mis sueños que acampan un olivo
del sembradío,
de la espiga al verde suplicio
avanza mi trino conquistando en flor
mi camino que avanza no se detiene
me lleva a verte
por altas cumbres
tus dos montes
por senderos tus piernas
vuelvo a casa ábreme la puerta
que traigo mi te  amo bajo el brazo
con un piropo jamás pronunciado
traigo en el  bolsillo
todas las flores de los valles,
el despertar de mis cuclillos
viene de un beso de tus labios
y que se parta el horizonte
que yo contigo amada
tengo el paraíso
con mirar tu cara.





El  Castellano 

No hay comentarios:

Publicar un comentario