Translate

sábado, 27 de febrero de 2016

Me blande la primavera a su vera

Brillo de fulgor,
por los astros
que ya no lucen apagados,
me deslizo por el humor vivo
sabiendo que yo a ti te sirvo 
desde el beso de la rosa,
al placer de mi vida
que avanza,
que la tuya ve preciosa,
sueños capaces
de alumbrar el cielo
que se blande
en hueso de luna
mi horizonte que atravieso,
por si vuelvo a la vida
de nuevo
que sepas que tu corazón
alberga mi latido
tiempo de cambio
mis sentimientos
guían mi cuerpo
donde las ilusiones
se me hacen manto,
yo que miro el cielo de tus ojos
y me deslumbro en ilusión
de saberme enamorado
hilvano estos sueños
que crepitan
bajo la luz de las luciérnagas
sigo el tren de la noche
y la noche no puede sostenerme,
a puro, limpio, desvelado
se desentraña mi latir crepitando
enamorado
recuérdame
porque yo por tus besos de estrella muero,
y en mi campo de esperanza
quiero sembrarme
y que viva la añoranza
que tu piel alcanza,
sueños despiertan
tu viva imagen en colores
y yo quedo preso
de nuestros amaneceres,
por si mi vida floreces
que sepas que mi miedo desvaneces,
y que quedo yo para servirte mi ilusión
que va a habitar tu corazón,
por las promesas fugaces
tu cuerpo siembras en mis noches
donde florecen a besos mis sentires,
que por ti tornan estrellas miles,
este fuego incombustible
que no se apaga ni apagará,
resume mi vida
en el latir de una estrella
torna tu mirada
brillo de mi quimera quieta,
sabiendo que germinaron
las semillas de nuestro amor,
y el viento tornará en pétalos
ardiendo nuestro corazón.


Vida para resurgir en mi puerto de ilusión,
cabalgo hacia la novena estrella mirando tu corazón,
hoy no vino a plañir mi alma,
vino para su resurgir,
astros me cuentan de tu ilusión,
a esta noche que cuidé tu sueño mi amor,
avanzo el borde del papel trenzando 
el sueño esquivo de tu piel,
amanece mi hálito silente 
y en tu cuerpo me vuelvo a ver
en mi pecho que pone de Margarita es,
y los resquicios opacos se desvanecen,
para ver en qué florece mi corazón,
mi ser estremece para vivo ser,
y hoy como ayer bajo mis brazos te veré,
en rojo carmesí late la rosa y su espina
que dibuja un corazón,
llamando a tu corazón estoy ardiendo en el cielo
dibújame en ilusión, sueños al albor,
te encuentro, te beso,
y soy tuyo mi amor a esta noche que late el fulgor,
vacíos miedos he vuelto a vivir en tus arrullos,
como cada día que soy poeta enamorado de tu sonrisa,
te sostengo fuerte allí donde la felicidad viene,
la soledad que se desvanece,
queda mi pupila para con mi pupila prenderse,
en pasión que no quema, arde,
y verte en mi mente,
cómo perderte si no te vas de mí ni con detergente,
eres todo por lo que mi ser no huye,
a tu lado crepita, bulle, se estremece,
y el amor se siente, comienza a hervir mi sangre,
todo lo que no te dije,
nada que olvidar y es que a tu pecho quiero entrar,
este es el momento, vida para mi hálito vivo
todo cambia a mejor puedo ver la luz
que tu ser arroja y a mi ser sonroja,
todo brilla quienes somos,
nunca el olvido no se construyó,
sólo quedó quien quiero ser contigo,
silbidos al hueso de la luna,
quiero ser tu universo en flor,
que brille nuestra estrella al fulgor,
que mi grillo se blanda en mitad del océano
para así tener la eternidad de tu mirada,
así en el cielo como en la tierra
yo te amo entera y un día
los astros verán que contigo camina mi vera
y la primavera se sonrojará entera.




El Castellano y Lennán-Sídhe

No hay comentarios:

Publicar un comentario